MANIFIESTO

MOVIMIENTO NACIONAL VETERINARIO

¿Cómo inició todo?

El pasado 4 de Septiembre en la ciudad de Campeche, Camp. la Dra. Gloria Cortez decidió dar la cara y decir a la sociedad ¡Estamos hartos!

Hizo publico el sentir del gremio veterinario y pidió a los médicos veterinarios cerrar filas para dignificar profesión y a cerrar filas con el grito: ¡Ya basta!

MOVIMIENTO NACIONAL DE MÉDICOS VETERINARIOS ZOOTECNISTAS

A la opinión pública.

Día con día, todos los médicos veterinarios trabajamos con la firme intención de mantener el bienestar y salud de cada uno de los animales de la especie que sea así como de la salud pública de México. Nadie se presenta a su centro de trabajo con la mentalidad de dañar a ninguno de sus pacientes.

En virtud de los eventos acontecidos en días anteriores en diferentes ciudades del país, donde se ha agredido a profesionistas de la salud veterinaria derivado de su ejercicio profesional; personas sin escrúpulos, asociaciones animalistas, rescatistas, funcionarios públicos, etc; se empecinan en denostar injustamente el trabajo que los médicos veterinarios realizamos todos los días bajo argumentos infundados y con total desconocimiento de lo que implica la praxis médica veterinaria.

Estamos hartos de soportar campañas de desprestigio y odio, estamos cansados de ser víctimas de calumnias, injurias, amenazas de muerte, difamaciones en redes sociales, malos tratos, agresiones a nuestras instalaciones, vejaciones físicas y verbales cada que una persona desde su nublada visión e ignorancia, pretende juzgar y enjuiciar el actuar veterinario y que incluso, debido a esto, han llegado a asesinar a médicos veterinarios sin que se haya encarcelado a los responsables quedando en total impunidad. ¡Ya basta!

Condenamos enérgicamente todos esos actos y exigimos de la misma forma respeto inmediato al ejercicio profesional de los médicos veterinarios zootecnistas, exigimos que se valore el ímpetu y preparación académica de cada uno de ellos que con gran esfuerzo realizan para salvaguardar tanto la salud pública como la salud y bienestar animal. Asimismo, exigimos que se respete nuestro derecho a ser remunerados económicamente por nuestros servicios profesionales, expresado ampliamente en el artículo 5 de la constitución política de los estados unidos mexicanos.

Invitamos al gremio veterinario de todo México y Latinoamérica a cerrar filas frente a todos estos ataques que lamentablemente todos los días cobran más fuerza; y gritar al unísono ¡Ya basta!